Swing El blog de beisbol de Fernando Conde, otra página de Gipies.net.

Apple recupera $40 millones por reciclaje de iPhone

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmailby feather

El reciclaje de iPhone aporta beneficios para la corporación y para el medio ambiente

reciclaje de iphone

iPhone separado en piezas.

Los resultados de la gestión de Apple anunciados en el Informe de Responsabilidad Ambiental ha causado mucho revuelo en todos los ámbitos. Pero, en realidad, la estrategia de reciclar sus productos para reutilizar los materiales extraídos no es original; países como Alemania, sin riquezas en su subsuelo, han encontrado en el reciclaje tecnológico la fuente de los recursos que la naturaleza no le dio y que necesita para su actividad productiva.

Lo que si es significativo es que sea Apple, una marca tan reconocida, la que ponga el reciclaje de iPhone y otros dispositivos electrónicos en primera plana, ya que ello puede concienciar a otras grandes corporaciones sobre la importancia de reciclar sus productos.

Reciclaje de metales y materiales

En su Informe, Apple afirma que durante 2015 obtuvo una tonelada de oro, proveniente del reciclaje de los iPhones que los usuarios dejan en las tiendas físicas de la compañía para ser reciclados, un programa que Apple adelanta desde hace ya varios años.

Según Fairphone, cada iPhone contiene 30 mg de oro, un metal considerado como uno de los mejores conductores de electricidad, además de que no se oxida ni se deteriora. Está presente en los circuitos del smartphone.

Durante el mismo proceso de reciclaje se han recuperado también 3 millones de libras de cobre (el segundo recurso más valioso), además de otros metales como plata, níquel, aluminio, acero, plomo, zinc, estaño, cobalto y otros materiales (vidrio y plástico).

reciclaje de iphone

Podemos reciclar el iPhone llevándolo a una tienda física de Apple. Ellos lo valorarán, si funcona te bonificacarán, si no lo recogen sin coste para reciclarlo.

Mutuos beneficios

Probablemente, la mayoría de los usuarios, al leer esta información se preguntarán cuántos millones de dólares obtiene Apple por el reciclaje del iPhone y otros idevices. La respuesta es sencilla. Obviamente, muchos dólares: 40 millones de dólares aproximadamente obtuvo en 2015 por la venta de metales y materiales reciclados, de los cuales, hay que descontar lo que la planta de reciclaje cobra por su trabajo.

Pero el beneficio no es sólo para Apple, también el planeta gana en varios sentidos. Por un lado, se reduce la demanda de materia prima del subsuelo ya que la corporación los obtendrá del reciclaje de sus aparatos para su posterior venta, y por otro, se evita que estos metales pesados y materiales (vidrio y plástico) vayan a parar a un vertedero o peor aún al contenedor de inorgánicos, contaminando el suelo, aire y acuíferos.

Imagínense ustedes si todas las fabricantes de dispositivos electrónicos adelantaran programas de reciclajes similares, la cantidad de basura electrónica que se gestionaría de una manera más sostenible y no enviándola a países del tercer mundo, convertidos en receptores de todo tipo de chatarra tecnológica.

Impacto ambiental de la fabricación

Para entender la importancia del reciclaje de iPhone y de los materiales que lo componen, cabe recordar que el plástico puede tomar entre 100 y 500 años en degradarse, es decir, que está presente en la naturaleza todos esos años antes de desaparecer, si no lo reciclamos.

Por su parte el vidrio, por ser un material muy resistente, puede tomar hasta 4.000 años en degradarse, afortunadamente es 100% reciclable y puede reciclarse miles de veces sin perder su calidad.

En cuanto a los metales, el problema además de ambiental es humano. Actualmente, Amnistía Internacional se encuentra recogiendo firmas para pedir a Apple que revise la cadena de suministro del cobalto que se extrae de minerales que lo contienen en la República Democrática del Congo, donde se dice que se realiza en condiciones violan los derechos humanos.

Otro tanto ha pasado con otros elementos, como el Coltán y el Tántalo, cuya comercialización se dice que favorece a milicias armadas del Congo. Es lo que podríamos identificar como la cara más oscura de la tecnología móvil en la cual de los más de 200 minerales y 300 aleaciones utilizados en smartphones y tablets, no todos tienen un origen legal claro.

El proceso de reciclaje de iPhone

Apple ha diseñado una línea de robots capaces de desmontar hasta 1.2 millones de iPhones anualmente.

reciclaje de iPhone

Liam, robot para desmantelar iPhones

Según Bloomberg, Apple subcontrata el procesamiento de los iPhones recolectados con un selecto grupo de empresas, entre las que destaca LI TONG con sede en Hong Kong, que se obligan a cumplir con hasta 50 normas referidas tanto a la seguridad como al proceso de desmantelamiento de los iPhones.

El proceso implica separar todas y cada una de las piezas y convertirlas de nuevo en materia prima básica: metales, vidrio, etc. A diferencia de otros fabricantes, Apple no permite la reutilización de ninguno de sus partes en otros dispositivos. Se trata de una protección de la imagen de la marca. A la empresa no le conviene, por ejemplo, que un smartphone de gama blanca, se anunciase como que cuenta con una cámara de iPhone.

Una política más ecofriendly permitiría la reutilización de las piezas que funcionan bien para evitar el consumo de energía en la producción de partes nuevas.

¿Qué pasa con un iPhone una vez destruido?

Los componentes peligrosos se almacenan en un sitio especial, los metales como oro y cobre son vendidos por separado, y el resto es vendido también y llevado a plantas de fundición para ser reconvertidos en marcos de ventanas de aluminio, espejos, láminas de vidrio, etc.

Son 4 las empresas más importantes dedicadas al reciclaje de los dispositivos de Apple. Además de LI TONG, está BrightStar Corp en Miami, TES-AMM en Singapur y Foxconn en China. En el caso de LI TONG, posee 10 plantas en todo el mundo (tres de ellas en Hong Kong).

Aunque el proceso de reciclaje de iPhone es secreto y las empresas no permiten el acceso de periodistas a ellas, señalan que el proceso consta de unos diez pasos en los que se van desmantelando los materiales en un ambiente totalmente protegido que permite la captura del 100% de los gases y químicos que se generan en el proceso.

La meta de la industria de dispositivos móviles es reciclar el 70% de los aparatos producidos hace 7 años, en el caso de Apple, su objetivo es del 85%. Tomando en cuenta que en el año 2009 produjo 9 millones de iPhones, se supone que trataría de reciclar al menos 7.650.000 unidades. Sólo en 2014 recogió 40.000 toneladas de iPhones.

Otras fabricantes tecnológicas que adelantan programas de reciclaje son Amazon, Microsoft, HP y Huawei.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmailby feather

Leave a Reply